Buscar
  • Get your family TEAM

OVODONACIÓN: impacto emocional


En muchas ocasiones aquello que la sociedad espera de nosotros nos crea angustia, ansiedad y en consecuencia inestabilidad emocional. Si además de no alcanzar nuestro objetivo de ser padres nos vemos obligados a pasar a ovodonación, es común que la futura madre se sienta culpable y su autoestima disminuya de forma considerable. En ocasiones desencadenando un cuadro depresivo difícil de sobrellevar.



*Ante el constante retraso de la maternidad tan sólo queda una vía, recurrir a la FIV con ovodonante. El sentimiento de egoísmo y culpabilidad por haber priorizado otros aspectos de su vida emergen de forma constante durante el proceso, es inevitable.


*Una de las principales preocupaciones al pasar a ovodonación es la apariencia física que tendrá el futuro bebé, quizá haya algo en ese niño/a que no les permita identificarse con ellos y eso les suponga un claro problema.


*El vínculo emocional también supone un handicup, dudan sobre si van a sentirlo igual o no que si fuera de su propia carga genética. Que puedan portar alguna enfermedad o algún rasgo muy característico emocional difícil que les dificulte su aceptación también les quita el sueño.


*La no aceptación de familiares o amigos cercanos también suele crear inquietudes y miedos pues, es un recurso comúnmente conocido achacar a la genética familiar nuestros parecidos y nuestros fallos…forma parte de nuestro roll familiar y claramente puede crear momentos de desconcierto. Atribuir aquello que somos a la genética evoca seguridad pues hay ciertos aspectos que nos es más fácil atribuirlos a la cadena de ADN que a nuestros fallos adquiridos.


Es primordial trabajar el conflicto interno que sea crea al pasar a la ovodonación, el significado de la ovodonación debe cambiar en su interior, dejar de lado los temores y ver este paso como un camino a la maternidad, da igual como hayamos conseguido ser padres, ser padres es el concepto de peso no el método por el que se ha conseguido. El sentimiento y el concepto FAMILIA debe estar por encima de todo en todo momento. Una vez el bebé esté en nuestras vidas, esos miedos desaparecerán de forma considerable y las similitudes aunque no provengan del ADN se desarrollarán también permitiendo crear una identidad compartida.


Aquellos que nos hace especiales, no es de dónde venimos sino hacia dónde vamos.

16 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo